miércoles, junio 13, 2007

Díganlo: somos porteños, no medimos

¿Y esto? ¿Y toda esa manada de oyentes de Magdalena Ruiz Guiñazú que dicen "qué barbaridad"? ¿Y esos lectores de La Nación que reenvian mails diciendo que Kirchner es un montonero antirrepublicano desquiciado?
Leelo si no
acá a Sergio Berensztein, quien consideró "bastante sólido" el argumento de Macri para no debatir.
Nuestro amigo se para arriba de un banquito y nos ilumina:
"En una democracia el debate sustantivo no se da por televisión dos semanas antes de las elecciones. Se da en el Parlamento y en la opinión pública todos los días. Hay un poco de hipocresía en un Gobierno que en el día a día se niega a debatir, por ejemplo, cuando manda un proyecto al Congreso con la aclaración de que no se le cambia una coma porque lo manda el Poder Ejecutivo".
Menos mal que hoy juega boquita.

4 comentarios:

Cine Braille dijo...

No saben cómo repunta la calidad de los debates en el Congreso cuando habla Macri... Efectivamente, no saben, no sabemos: no habla nunca y apenas va. Ahí La Nación tiene otra encuesta: ¿hace bien Macri en no ir nunca al Congreso porque está en minoría y no le dejan cambiar ni una coma?
Ah, si se levantara de la tumba el Grupo de los 44...

Anónimo dijo...

Escucheme Escriba, dejemonos de joder con el tema del debate. Macri va arriba, el antiK porteño y la búsqueda de cambio le asegura al menos el 60. Para qué a ir a debatir?? Si al infeliz, tal vez, lo sacan de su libreto y hace cagadas. Con qué sentido iba a ir al debate??. El mejor debate que tiene en estos dias el nene bien es ver si gana Boquita. Debatir el debate me parece una estupidez. Perdón Escriba, este post es innecesario. Ya sabemos quien es Macri, lo importante es que lo sepa el resto...
Abrazo
Erik

Anónimo dijo...

Topo, ya lo dijo Mauricio, que es Macri, que Nestor, también es Kirchner...no lo olvides, todos saben quién es quien, no dudes de eso, se refleja en el resultado de las elecciones porteñas, y se reflejará a lo largo del país con el tiempo. Lo del debate no creo que sea tan lamentable como endosarle la amistad con Menem a otro, hay que hacerse cargo!

Ruso

Anónimo dijo...

El fantasma del Síndrome de Ottinger recorre el comité de campaña de Macri?
Juan