viernes, noviembre 17, 2006

Mide Evito

Y dijo Evo Morales: si la oposición derechista frena en el Senado la ley agraria, aprobada por su bancada en la Cámara de Diputados, "el pueblo se levantará para hacer modificar a la fuerza esas normas, para que beneficien a las mayorías del pueblo boliviano".
Vayan toamando nota para cuando alguien quiera hacer algunas reformas estructurales en la Argentina. Me remito a mi post anterior sobre Michal Kalecki. Todo parece ir "bien" si se crece al 8,7 % en un año y se va bien de a poquito en la mejora de los índices sociales. Pero redistribuir el ingreso -lo lamento amigos- es quitarle a unos para darle a otros. Y ahí te quiero ver.
La apelación y construcción de eso que Evo Morales llama "pueblo" es una de las formas de entender eso que llamamos política. Una lección.

14 comentarios:

Anónimo dijo...

100 % de acuerdo
Un abrazo
manolo

Anónimo dijo...

y eso es lo que le falta al pinguinito. El cree que gritando un poco la cosa mide, pero a los sectores de poder no los apretas con la "institucionalidad del grito facil". A ellos lo que les jode es su tarasca y para ir por ella no queda otra que movilizar, movilizar y movilizar. Un pueblo movilizado y representado no tiene freno
Abrazo
Erik

IFQ dijo...

Me dá un poco de cuiqui la frase de Evo, en un país tan violento como Bolivia.

Hace poco murieron 30 mineros (todos pobres, peleando por un pedacito más o menos de terreno de la mina), tirándose cartuchos de dinamita.

¿No estará jugando con fuego?

escriba dijo...

Con 500 años de opresión sobre las espaldas, me parece que es poquito lo que hay para perder ¿no?
Más que nada, diría que con fuego juegan los que pusieron en el gobierno a ese "Goni", que se fue en helicóptero y ni sabía hablar en español.
Saludos

Anónimo dijo...

Más de 500. Los reyes incas tambien esclavizaban.

Pero lo poquito que hay para perder lo pierden siempre los mismos.

Excepto el che, los demas son (somos)revolucionarios del animemosnos y vayan!!

Anónimo dijo...

Ah, perdon, me olvide de Allende (Salvador).

G.F. dijo...

La redistribución, bajo los parametros politico sociales actuales, la va a lograr con la "conflictividad social", conflictividad bien entendida, no a lo quebracho. Coincido que es una de las cosas mas importantes que le falta al pinguino. NO MIDE VERLA PASAR DICEN NO? Abrazo. Gonzalo.-

escriba dijo...

Algo así creo que es.
Saludos

cruceño dijo...

Esto no es más que un apriete al Senado, donde no tiene mayoría.
Si quiere jugar por fuera de las instituciones esta jugando con fuego, y avalando a otros que tambien lo quieran hacer, pero en sentido contrario

escriba dijo...

El Presidente de la República también es una institución ¿o no?
Digo, me parece que a alguien representa. ¿A quién representan los senadores bolivianos? ¿A qué corporaciones? ¿Bolivia país federal?
Acá también está en juego el nivel de legitimidad que tiene un representante de los pueblos originarios.
¿O Sánchez de Lozada respetaba las instituciones? ¿Y la institución "soberanía"? ¿Y la institución presidencial?
Lamento además que eso a los que llamamos "política" sea justamente muy parecido a eso que llamás "jugar con fuego".
Saludos

Cruceño dijo...

Evo es presidente, no rey absoluto.
Si quiere que se sancione una ley, puede convencer a los senadores(en el sistema boliviano son, junto con los diputados, los que hacen aprueban las leyes) que es lo mejor para el país, o esperar que se elijan nuevos senadores, que representan a las provincias.
Si la voluntad de las provincias es avasallada,(anulando ilegalmente la capacidad de legislar de los enadores) estamos ante una dictadura, y por lo tanto aplica el derecho a la resistencia contra la opresión, y el derecho de secesión (a eso llamo yo jugar con fuego)
Ser "originario" no significa mucho en Bolivia, casi todos somos más o menos originarios, por eso con solo vernos, en Buenos Aires nos dicen "bolitas".

escriba dijo...

Demasiado lockeana para mi gusto la idea de que lo que haría Evo convertiría a su gobierno en una dictadura y que por lo tanto sería legítimo el derecho de rebelión.
Con respecto al segundo tema, creo que sí significa. Es el primer presidente de Bolivia al que veo surgido de esos sectores, casi siempre postergados.

Anónimo dijo...

Esa idea de los "originarios"...

La población blanca y mestiza de Bolivia es el 46 %, y la aymará y quechua el 42 %, y el resto son guaraníes y otros orígenes.

Los quechuas se supone descendientes de los incas, que sólo gobernaron 200 años, y los aymarás, que son más que los quechuas, descendientes de culturas antiquísimas, desde 1800 AC hasta el 1300 dc (21 siglos contra 2), como el Tihuanaco y otras aún no develadas.

Si lo vamos a ver de ese modo, los "blancos" estuvieron en el poder 500 años, los incas (nadie dice que hayan sido mejores para los aymaras que los incas) 200, y el resto 2.100 años.

Todo este absurdo de los "indígenas" es muy conmovedor, pero no tiene ninguna lógica. Aquí también hubo indígenas, y algunas reservas de araucanos etnicamente puros todavia quedan, y por lo tanto son los herederos "originarios", así que vayan preparandose para dejar sus casas y departamentos y entregarlas.

Y los españoles que les devuelvan sus casas a los moros, pero estos a su vez a los visigodos...

Quiero con esto decir que la cosa no es entre "indígenas" y "originarios", sinó entre pobres y ricos, como en todos lados. El hombre siempre conquistó a otras civilizaciones, y estas se formaron sobre la base de otras preexistentes. Algunas veces fue en forma violenta, y otras, la mayoría, en forma pacífica, y por el simple peso demográfico, como está pasando en EE.UU. en la zona de California, que los mexicanos están "reconquistando".

escriba dijo...

Bien, será entre pobres y ricos, entonces. No veo que Evo Morales esté representando a los ricos.
Saludos