martes, junio 17, 2008

Ah, me olvidé. Una más para medir

Lo único que guardaría lógica con este juego es Néstor Kirchner candidato a diputado nacional por la provincia de Buenos Aires en 2009 y candidato a presidente en 2011. Y ganando. Me parece. Ya lo dijo él.
Todo eso sin los medios ni el sentido común de los sectores medios, claro.

No digo que sea lindo ni fino. Pienso en cuál es la lógica nomás.

17 comentarios:

Ana C. dijo...

No entiendo.

Néstor Sbariggi dijo...

Escriba: Suena irónico. Está bien, tenés derecho.

Un abrazo

Hal dijo...

Y si pierde? Así como están las cosas, me parece una movida innecesaria que Néstor se presente como candidato bonaerense en el 2009. Además de lo grosero y feo que sería, claro.

El Isáurico dijo...

¿Cuanto falta para las elecciones de 2009?.
Digo, si para usted en un fin de semana las cosas cambiaron tanto, ¿no le parece que hablar ahora de candidaturas para el 2009 es como andar proponiendo la alineación titular para el mundial de Brasil 2014?.

Saludotes!

P.S.: como soy un tipo con códigos, de aquí en más no lo voy a chicanear (...bueno, tampoco creo que le importe mucho si lo chicaneo o no,así que mejor lo chicaneo)

La Noción Libre dijo...

No hace falta que lo postule a nada, el es un presidente de facto. Me hace acordar a los que a finales del gobierno de De la Rua pedían por Cavallo para salvar la convertibilidad.
Lamentablemente para la institucionalidad de este país, este gobierno ya ha firmado su sentencia de muerte desde hace un tiempo. Lo único que se debate es hasta cuando la gente lo deja tirar de la soga.
Si redobla la apuesta la caída puede estar a la vuelta de la esquina. Si se modera, lo posterga hasta que la economía genere la primera explosión (a los sumo durante el 2009).
Pensar en las elecciones del 2009 a esta altura de las circunstancias parece utópico. Evidentemente usted se informa con TELAM.
Lo lamento por su ego de enano fascista que se regocija de ver a una sociedad enfrentada. Por suerte para los argentinos (y una pena para usted), la argentina de hoy no es los setenta. La gente se cansó de los que juegan al totalitarismo (en este caso en versión peronista).
La profundización del cambio está dando sus resultados. El cambio es tan profundo que se pasaron de rosca y la gente pronto les va a pedir que se cambien a ustedes mismos.
Suerte en su nuevo emprendimiento.

Sdos.

LNL

pie de página dijo...

En su media lengua, Macri dejó en claro que no quiere un acto del Gobierno en "su" ciudad. Y ante una pregunta, confesó que no puede hacer nada para impedirlo. Ahora bien, ¿por qué está toda la oposición tan preocupada por la convocatoria el kirchnerismo? ¿Por qué insisten en presentar al acto como "una provocación"? Más fácil: ¿a qué le temen?

Mariano T. dijo...

Me encantaría que se presente.

Hal dijo...

Respecto del acto, parece haber más preocupación al interior del propio oficialismo que en la oposición.
Salvo que acudan un millón de personas y veamos a la gente salir alborozada desde los barrios conurbanos, no sirve para un carajo.

Anónimo dijo...

estamos hasta las pelotas, el Escriba esta perdido, escribe boludeces, los que lo conocen dicen que se babea y dice pavadas, pobre era simpatico el flaquito, el pinguino lo cago

Rodrigo dijo...

Por ahora predomina la negación.

Aún tiene por delante la añoranza, la ira, la depresión y, finalmente, la aceptación.

Comunicado Numero Uno dijo...

Che escriba, vos que medis todo, cuanto hacia que no teniamos tantas cadenas nacionales en tan poco tiempo ?

Yo era chico pero esto me hace acordar mucho a: Conunicaaaadooo, numeeerooo unoo.

Feo, feo, muuuy feo.

Anónimo dijo...

Comuunicado número, que peolutodo...

leandro dijo...

Escriba: ¿Se lo imagina al PCR en la "jornada ecumenica" del campo?

Comunicado Numero Uno dijo...

Mandamos el proyecto al Congreso tranquilos porque pagamos con la Banelco

Rufus dijo...

Escriba:

Modifica su análisis luego de la inteligente movida de Cristina?

Yo creo que el panorama volvió a cambiar (ojalá que para bien).

Saludos,

Rufus

Anónimo dijo...

si descontamos a los que le pagaron por ir, y los obligados por los sindicatos, al acto de nestor y cristina fueron menos que a un acto de vilma ripoll

Anónimo dijo...

El pobre chico tucumano que falleció fue en un omnibus de empleados muncipales llevados con una mezcla de promesas y amenazas