sábado, octubre 06, 2012

Vamos cerrando etapas, vamos midiendo

Murió el tipo que dijo:

"Primero mataremos a todos los subversivos, luego mataremos a sus colaboradores, después... a sus simpatizantes, enseguida... a aquellos que permanecen indiferentes y, finalmente, mataremos a los tímidos".

Y aquel país no vuelve Nunca Más. 
Somos un país mejor.

6 comentarios:

Cine Braille dijo...

No me alegra su muerte, como la de ninguno de estos asesinos: lamento que se lleven a la tumba tantos secretos.

un pablo dijo...

y sus cómplices de la nación destacan que "con su muerte, ascienden a 172 los oficiales de las Fuerzas Armadas y de seguridad que murieron bajo proceso judicial en la última década". ya no sé si son realmente tan hijos de puta o si se trata de una cínica forma de "festejar" que murió libre y sin condena.

Politico Aficionado dijo...

Lástima que se haya ido sin su merecida condena judicial.

elbosnio dijo...

Quizas es momento de concientizarnos que no es la justicia que demora, es que la victoria demora. El desenlace demora.
La lucha sigue. De las grandes derrotas del pasado mucho terreno ha sido recuperado, pero eso no es una victoria definitiva.
Es una lucha mas parecida a la guerra fría que a la segunda guerra. No esperemos algo al estilo Nuremberg ni el recupero de todos los territorios y las posiciones de poder, tras un desembarco exitoso. Creo.

Y confieso que en mi simpleza, me alegró que se muera y lamenté que se muera sin condena y ambos sentimientos a la vez.
Por lejos lo que mas lamento es la falta de resarcimiento economico, peroresarcimiento inverso, reparación del exito economico. Hoy sigue habiendo sido una mejor decision "economica" colaborar con el regimen que oponersele. Mientras esto sea así, es dificil lograr que otro regimen no tenga empresas y personas dispuestas a colaborar con él. "Si gana el regimen ganaran prestigio social y poder económico, si pierde solo ganaran poder economico", propuesta dificil de erosionar porque nos deja solo con la espada de la moral y de la condena religiosa.

Almita dijo...

Me lo crucé en el ascensor en Tribunales, el año pasado. Perfectamente vestido y acicalado, con las esposas puestas, y un oficial del Servicio Penitenciario llevándolo.
No creí que estuviera mal de salud, no daba la apariencia, y ya entonces pedía prisión domiciliaria.
Disculpen mi impiadosidad, no me alegra que se muera sin condena. Pero si me alegra que haya muerto. Sentimientos contradictorios.
Saludos.

JP dijo...

Uh, ah! Chavez no se va!

Y que la gorilada cipaya y golpista cierre el toor! Basta de decir que hay dictadura (acá o en Venezuela o en cualquier otro país hno!). La realidad los pasó por encima gorilas!!! A comerrrllaaaaaaaaaa!!!!!